Argentina se recupera por sus propios medios

Cuando la economía argentina se desplomó en diciembre del 2001, las premoniciones trágicas abundaron. A menos que adoptara políticas económicas ortodoxas y que llegara a un acuerdo rápidamente con sus acreedores extranjeros, la superinflación sería cosa segura, el peso perdería su valor, las inversiones y las reservas extranjeras desaparecerían y cualquier prospecto de crecimiento se vería aniquilado.

Pero tres años después de que Argentina declarara una deuda récord de más de $100,000 millones, el Apocalipsis anunciado no ha llegado. En cambio, la economía ha aumentado un 8 por ciento durante dos años consecutivos, las exportaciones han florecido, la moneda es estable, los inversionistas están retornando gradualmente y el desempleo ha disminuido, después de alcanzar cifras récord ­todo ello sin negociación de la deuda o las medidas estándar requeridas por el Fondo Monetario Internacional para su aprobación.

La recuperación de Argentina se ha logrado al menos en parte ignorando e incluso desafiando la ortodoxia económica y política. En vez de moverse para satisfacer inmediatamente a sus acreedores, los bancos privados y el FMI, como han hecho otros países en desarrollo en crisis menos graves, el gobierno dirigido por los peronistas escogió estimular primero el consumo interno y decirle a los acreedores que se pusieran en fila como todos los demás.

Las consecuencias de esa decisión se pueden ver en las estadísticas del gobierno y en las tiendas, donde los consumidores de nuevo estuvieron gastando en abundancia antes de la Navidad. Se han creado más de 2 millones de empleos desde lo peor de la crisis en el 2002, y según cifras oficiales, el ingreso ajustado a la inflación también se ha recuperado, retornando casi al mismo nivel de finales de los 90.

Algunos de los nuevos empleos pertenecen al programa de trabajos de bajos salarios del gobierno, pero casi la mitad son en el sector privado. Como resultado de ello, el desempleo ha disminuido de más de 20 por ciento a aproximadamente un 13 por ciento, y la cantidad de argentinos que viven bajo el nivel de probreza ha disminuido en casi 10 puntos de la cifra récord de 53.4 por ciento, a comienzos del 2002.

Los economistas del mercado libre tradicional siguen siendo escépticos en cuanto al enfoque del gobierno. Si bien reconocen que ha habido una recuperación, la atribuyen principalmente a factores internos en vez de a las políticas del presidente Nestor Kirchner, que ha estado al frente del país desde mayo del 2003. También sostienen, cada vez más, que la recuperación está empezando a perder fuerza.

 

Chávez firma acuerdos energéticos con China

El mandatario de Venezuela, Hugo Chávez, ha viajado a China para firmar convenios donde el país asiático ayudará a Venezuela a desarrollar yacimientos petroleros, construir carreteras y mejorar la producción agrícola.

China y Venezuela “tienen economías complementarias”, afirmó el presidente chino Hu Jintao luego de las reuniones con su par sudamericano. “Doy una cálida bienvenida al presidente venezolano Hugo Chávez”, manifestó.

A medida que la economía china se expande, este país incrementa sus importaciones de crudo. Venezuela es el quinto exportador más importante del mundo. Pekín ha buscado acuerdos de energía para impedir una escasez de combustible que pueda frenar su crecimiento.

La visita de cuatro días de Chávez a China tiene lugar en medio de los esfuerzos del líder venezolano de fortalecer sus lazos con Rusia y los gobiernos de Medio Oriente. Algunos observadores sostienen que Chávez está intentando asegurar mercados para el crudo venezolano en el caso de que se rompan las relaciones con Estados Unidos, que es su principal comprador de petróleo, pero también un duro crítico del gobierno sudamericano.

China y Vene-zuela firmaron acuerdos para desarrollar de manera conjunta yaci-mientos petrolíferos y para que empresas chinas construyan ca-rreteras en el país sudamericano. Esta nación también pro-metió un crédito de unos 40 millones de dólares para el sector agrícola venezolano, dijo un funcionario que viajaba con Chávez.

En declaraciones transmitidas por la televisión estatal venezolana tras su llegada a la capital de este país, Chávez expresó que China ha iniciado una nueva etapa con el gobierno de Hu Jintao. Manifestó que los venezolanos y chinos están de acuerdo en muchas cosas, entre ellas en la necesidad de un mundo multipolar, en el ámbito internacional.

 

China pone su mirada en Latinoamérica

Los planes de inversión de China en Latinoamérica anuncian el comienzo de una nueva era comercial en el mundo. Mientras George W. Bush habló de su lucha contra el terrorismo en la última cumbre Asia-Pacífico, el presidente chino Hu Jintao anunció millonarias inversiones en Argentina, Brasil, Chile y Cuba. En Latinoamérica, la falta de empleo y de recursos preocupan más que el terrorismo.

Muchos países abren sus puertas a la iniciativa y al protagonismo de China porque así obtienen infraestructuras baratas. La aceleración industrial del dragón asiático da tranquilidad a los países de Latinoamérica porque saben que éste necesita de sus materias primas para sobrevivir. También inspira confianza la entrada del país asiático en la OMC hace tres años.

Latinoamérica contará con nuevas infraestructuras y tecnologías que provienen de Pekín. Si los países en los que China ha invertido precisaran reparaciones, necesitarían la asistencia y los productos del gigante asiático. Una vez que China ha entrado en el juego la relación comercial deja de tener marcha atrás.

¿Qué obtiene China de todo esto? Las materias primas que busca. Junto con EU, China es el mayor consumidor de petróleo en el mundo. El dragón atrae como un imán la chatarra de todas partes para alimentar su industria metalúrgica.

Por tradición EEUU obtenía los recursos energéticos de América Latina a cambio de sus excedentes de producción: coches, electrodomésticos y tecnologías. El resto iba a Europa que hasta hace un par de meses era el más importante socio comercial de Latinoamérica. El protagonismo que cobra el nuevo socio le quita a EU terreno en el sector energético, uno de sus pilares. Si EU ya había tenido problemas para obtener petróleo de Venezuela, le resultará aún más difícil hacer con sus recursos energéticos con China presente. Venezuela podría convertirse en socio de China por las buenas relaciones entre Hugo Chávez y Fidel Castro.

Yuen Pau Woo, vicepresidente de la Fundación para Asia Pacífico de Canadá, dijo que China pretende colarse en el mercado estadounidense por medio del Acuerdo de Libre Comercio de las Américas (ALCA), el cual aún no se materializa.

Aunque el temor de que un enfrentamiento con EU pueda intimidar a los países de América Latina, es mayor el temor a quedarse fuera de un mercado que en 20 años igualará al estadounidense. China tiene un crecimiento económico sostenido del 9% anual y se espera que su economía sea la segunda del mundo en 2013, detrás de EU y delante de la India.

Los productos chinos se venden muchas veces por debajo de su coste, lo cual produce temor en muchos empresarios brasileños y argentinos. Temen que estos productos invadan los mercados y echen a la calle a miles de comerciantes y productores nacionales. Sin embargo, la opinión pública en Argentina, Brasil, Chile y Cuba recibió con optimismo la noticia de los nuevos convenios.

 

El mundo entero se moviliza alrededor de la tragedia del Sud-este Asiático

Miles de cuerpos se pudrían al sol tropical desde la India a Indonesia mientras quienes escaparon a la muerte en uno de los peores tsunamis de la historia se enfrentan ahora a una lucha por la supervivencia frente al hambre y las enfermedades.

Los trabajadores de los equipos de emergencia buscan en remotas islas a lo largo del océano Indico a los supervivientes de las olas gigantescas del pasado 26 de diciembre provocadas por un terremoto que dejó decenas de miles de muertos en todo el sureste asiático y puede haber causado también que la Tierra se haya tambaleado sobre su eje.

Unos cinco millones de personas carecen de la comida necesaria, agua e higiene para sobrevivir, dicen los responsables de la Organización Mundial de la Salud, mientras aumentan los temores de que el cólera y la diarrea disparen la cifra de fallecidos.

Países de todo el mundo se movilizaron para enviar equipos de rescate, comida, medicinas y millones de dólares en ayuda en lo que las Naciones Unidas calificó de la mayor operación de ayuda de su historia.

Nuevas imágenes de televisión emitidas el miércoles dieron una idea de la fuerza de las olas, que arrastró a miles de personas que se aferraban a sus familiares, y se llevó por delante camiones, autobuses, edificios y numerosos barcos.

Indonesia, Sri Lanka, Tailandia y el sur de la India recopilaban cifras de fallecidos de proporciones catastróficas. Cientos de personas murieron también en las Maldivas, Myanmar y Malasia y más de 130 en el este de África, hasta ahora reportados

Miles de turistas que disfrutaban de sus vacaciones de Navidad en los enclaves turísticos del océano Índico, sobre todo en Tailandia, podrían estar entre las víctimas. Unos 1.500 suecos, 1.200 suizos, 1.000 alemanes, 600 italianos y casi 450 noruegos están en paradero desconocido.

 

DEL 2004 AL 2005

El 2004 ha estado dominado por el creciente poderío del principal presidente del mundo. En diciembre pasado cayó Saddam, el último de los 4 ‘ases’ más buscados en Irak. En cambio, de los 4 ‘ases’ que iniciaron el bombardeo a Bagdad, sólo uno perdió el poder (Aznar en España), mientras que Howard (Australia) y Bush (EEUU) fueron re-electos ampliamente. Blair (Reino Unido) aún no tiene quien pudiese sacarlo del premierato hasta después que gane las elecciones de Mayo 2005.

En América Latina ha venido creciendo la centro-izquierda y el proyecto del ALCA se encuentra perforado. Brasil ha logrado plasmar la Comunidad Sudamericana aunque aún sea inviable su sueño de ir hacia un ‘nuevo país’. Varios países andinos y Mesoamérica negocian tratados bilaterales con EEUU, mientras el MERCOSUR, quien también no se pone de acuerdo en muchas tarifas, pone trabas acusando al Norte de proteger mucho su mercado interno.

Si bien algunos aliados de Bush fueron re-electos en El Salvador y en Colombia Uribe apunta a obtener un segundo mandato, fuerzas que podrían ser críticas a él ganaron las presidenciales panameña, dominicana y uruguaya. En Venezuela Chávez evitó ser revocado. En Brasil y Bolivia sindicalistas moderados ganaron las elecciones locales. Ecuador puede estar al borde de otro estallido protagonizado por los liberales.

Con los procesos contra Pinochet, Lagos intenta dividir y debilitar a la derecha, evitar ser desbordado por la izquierda extraparlamentaria y sentar un precedente continental para evitar que otros ex dictadores (como Fujimori) volviesen al poder.

La izquierda quiere ahora mostrar su capacidad de administrar el sistema que antes llamaba a derrocar. Ese giro le está llevando al poder pero también podrá generar el crecimiento de corrientes sindicalistas o indigenistas que pidan, como las centrales obrera y campesina de Bolivia, ir hacia ‘una revolución de masas’, y también que la derecha se revitalice desde la oposición a éstos.

París, Berlín y Moscú seguirán chocando con Washington demandando ­junto a China, Brasil y Sudáfrica­ un mundo ‘multi-polar’. La Unión Europea, que creció de 15 a 25 miembros, seguirá avanzando hacia el este.

Con el nuevo gobierno de unidad nacional israelí y la elección de Abbas como presidente palestino se reinstalará un proceso de diálogo que podría dar como resultado alguna forma de estado palestino.

Irán y Corea del Norte serán los nuevos objetivos de Bush. Si la situación iraquí no se estabiliza sería difícil pensar en otra guerra preventiva contra ambas naciones. De otro lado, lo más probable es que aliados chiítas de Teherán den una sorpresa en las elecciones de enero.

China seguirá avanzando hacia convertirse en potencia. Japón seguirá impulsando en el extremo oriente un bloque comercial bajo su timón. La India (que sacó a los fundamentalistas hinduistas del poder) y Pakistán buscarán llegar a acuerdos, aunque la violencia en Cachemira no tiene visos de solucionarse.

África sigue hundiéndose. Allí cada día muere más gente de hambre y SIDA que en todos los atentados hechos por Bin Laden contra occidente. No se ve ningún programa serio para evitar que la cuna de la humanidad siga siendo el mayor foco de matanzas, las mismas que podrían llegar en Sudán o Uganda a formas de genocidio como las vistas en Congo o Ruanda. Las grandes potencias prefieren invertir más en guerras en Afganistán e Iraq, mientras que los neo-conservadores ansían nuevas incursiones.

Serie Objetivos del Milenio 2: Más educación, más desarrollo

La Declaración Universal de Derecho Humanos del 1948, reconoce que: “Toda persona tiene derecho a la educación. La educación debe ser gratuita, al menos en lo concerniente a la instrucción elemental y fundamental”. Sin embargo, medio siglo después, el planeta no ha conseguido que la educación primaria sea universal.

Más de 120 millones de niños en todo el mundo, según datos de Unicef, no van a la escuela, otros 150 millones dejan la escuela antes de haber aprendido a leer y escribir y aún existen más de 870 millones de personas analfabetas.

La falta de educación y el analfabetismo limitan las posibilidades y la propia realización de las personas. Así, la falta de educación es uno de los elementos que hacen que las comunidades se estanquen en la pobreza.

La formación de la población lleva consigo el crecimiento económico y la distribución de la riqueza, permite la participación de las personas en la vida pública y poder defender sus derechos, ayuda a controlar la natalidad y a mejorar la salud.

La mejora en la educación y en la salud son dos de los objetivos más importantes a conseguir por los países empobrecidos del Sur para poder escapar de la pobreza. El bienestar de estos países depende de sus niveles de educación y salud.

Es difícil pensar que la educación primaria no sea aún universal. Sin embargo, las razones son muy variadas. Hay muchas familias que no se pueden permitir el coste de la educación de sus hijos, pues supone que dejen de ayudar en casa, en el campo o dejen su puesto de trabajo.

Las guerras y la inestabilidad de algunos países tienen un coste incalculable en la educación. Por un lado, un coste directo por el número de niños que mueren y por aquellos que son reclutados como soldados cuando aún son menores.

Las ayudas internacionales para la educación han sufrido también en los últimos años una reducción. Además, se calcula que menos del 2% de la ayuda a los países empobrecidos del Sur se destina a la educación primaria. La mayoría de los países receptores de ayudas internacionales destinan más fondos a pagar la deuda externa acumulada que a la educación. Organismos internacionales denuncian que si los países africanos más endeudados hubieran invertido esos pagos en programas de reducción de la pobreza, 90 millones de niños podrían ir a la escuela.

A pesar de todo, la ONU quiere ser optimista y explica que durante los últimos 50 años los países en vías de desarrollo han conseguido avances en educación que los países del Norte tardaron más de 200 años en conseguir. Con un mayor esfuerzo y compromiso de los gobiernos se podría alcanzar el Segundo Objetivo del Milenio, la educación primaria universal.

Con 8.000 millones de dólares adicionales al año para la educación, cantidad equivalente al gasto militar mundial de cuatro días, se conseguiría el objetivo en tan sólo diez años. El mundo tendrá que esforzarse al máximo para alcanzar los compromisos del Milenio para garantizar un mañana mejor.

SISMO

Isaac Bigio • Analista internacional

En la víspera del día de los inocentes la naturaleza atacó a millones de inocentes. El sismo ha golpeado a los dos extremos del Indico, el tercer océano del planeta, asesinando a decenas de miles que vivían separados por miles de kilómetros y en países que no tenían entre sí mayor contacto.

El atentado telúrico ha sido más impredecible, letal y global que la suma de todos los atentados terroristas juntos en la historia. Hace tiempo que muchos científicos reclaman que el mayor peligro para la humanidad son los cambios geológicos y climáticos.

No se pueden prevenir los sismos pero si se puede generar respuestas rápidas de socorro. El 28 de diciembre Blair consideraba que esos hechos no ameritaban que suspenda sus vacaciones, y la ayuda que daba su país a los damnificados era inferior a lo que costó un misil en la guerra iraquí mientras la que brindaba EEUU equivalía a lo que costó una hora de bombardeo contra Bagdad. Esto no es una broma sino la realidad de cuales son sus preferencias.

Buenas expectativas económicas para Latinoamérica ¿y?

Los informes de 2003 indicaban que Latinoamérica volvía a crecer, pero manteniendo un elevadísimo índice de pobreza y desigualdad. En este final de 2004, el informe del Banco Mundial para Latinoamérica y el de la Comisión Económica para América Latina de la ONU (CEPAL) para el próximo año parecen excelentes. Según el BM, en 2005, Latinoamérica crecerá un 3,7% y según la CEPAL habrá crecimientos nacionales espectaculares, como los de Venezuela (18%), Argentina (8,2%) y Brasil (5,2%). Pero en otro lugar del informe, la CEPAL destaca que la superación de la pobreza en América Latina se estancó hace 7 años y en 2004 retrocedió. Y añade que en la distribución del ingreso, América Latina es la región con peores indicadores, agravado porque en algunos países se observa incluso una acentuación de la concentración del ingreso, que sin eufemismos significa que el beneficio económico del crecimiento va a parar a pocas manos.

Las políticas económicas y de gobierno inspiradas en la teología neoliberal pueden asegurar (no siempre) buenos datos macroeconómicos, pero no mayor bienestar de las gentes, ni siquiera una vida digna, con decoro y sin sufrimiento de los ciudadanos, lo cual es suprimir la pobreza. La pobreza continúa tozudamente, pese al crecimiento. Echemos un rápido vistazo.

Según el informe Hambre y desigualdad en los Países Andinos, padecen hambre el 27% de niños de Bolivia, el 26% de los de Ecuador y el 25% de los de Perú. El informe indica, además, que la situación ha empeorado en los últimos años. En Argentina, el 44% de población de los 28 grandes aglomerados urbanos todavía vive bajo el umbral de la pobreza, según la Encuesta permanente de Hogares del Instituto Nacional de Estadística, aunque ha habido una ligera mejoría. En Perú, el 43% de la población es pobre; en Chile (discípula preferida del FMI) lo es el 23%; según la OIT, aumenta la precariedad e inseguridad laboral, pese al crecimiento económico del 5%. En México, la mitad de la población vive en la pobreza y hay 89.000 millonarios (sobre una población de casi cien millones de habitantes). En Centroamérica, la pobreza afecta desde el 18% de ciudadanos en Costa Rica (el país más estable) hasta el 60% de población en Honduras y Guatemala, pasando por un 46% de Nicaragua y el 43% de El Salvador. En Bolivia, con 9 millones de habitantes, cada año mueren 15.000 niños menores de cinco años por enfermedades curables, como diarreas, o por desnutrición; uno de cada cuatro niños bolivianos padece hambre. En Paraguay, el 36% de una población de seis millones de habitantes es pobre. En Brasil, hay 32 millones de pobres que no ganan un dólar diario y mueren 37 niños menores de 5 años por cada mil, en tanto que en Canadá, por ejemplo, sólo mueren 7...

¿De qué le sirve a Latinoamérica el crecimiento económico si persiste la pobreza? Adivino la respuesta, que es la del ex presidente español Felipe González tras sus devaneos con el dogma neoliberal: Para repartir el pastel, primero hay que hacerlo crecer. Lo que ocurre es que casi nunca se reparte. La economía crece y la desigualdad y la pobreza persisten, cuando no aumentan.

Hay que cambiar el chip. En tanto datos, índices y crecimiento sean prioritarios, por encima de los intereses y la satisfacción de necesidades de la inmensa mayoría, los beneficiarios de los crecimientos económicos serán las minorías, aunque sean minorías incluso considerables. Pero minorías al fin.

Comunidades indígenas administrarán la explotación de sal en su territorio

Adital - En un acto histórico, el gobierno de Colombia pasó el control accionario de las Salinas Marítimas de Manaure (Sama) a las comunidades indígenas Sumain Ichi, Waya Wuayuú y Asocharma de la Guajira, en el norte de Colombia. Así, los grupos van a poder administrar sin intermediarios la explotación de esta riqueza extraída del propio territorio. 

La entrega formal fue hecha antes del 24, por el presidente Álvaro Uribe Vélez. En la ocasión él explicó que primero se procederá a la constitución de una sociedad económica mixta para la explotación y procesamiento de sal, que después será reducida progresivamente hasta que los indígenas detengan el 76% del negocio.

“Es la primera vez en que el Estado cede su participación accionaria a una comunidad indígena, al reconocerles su derecho ancestral y de territorialidad”, afirman los indígenas que aguardaban desde 1991 que el gobierno tomara una acción concreta para incluir los pueblos originarios en las actividades de explotación de sal que ocurren en su territorio.

Según los términos del acuerdo, se estipula que no se podrá vender la participación cedida por el Estado sin autorización escrita de los ministerios de Minas y Energía y Comercio, Industria y Turismo. También habrá un comité de vigilancia para el desarrollo de la operación del que forma parte el Gobierno, y el Estado conserva la facultad de vigilancia que le dan los contratos de concesión, de tal forma que se podrá revisar el contrato si llegase a funcionar mal.

 

Ayuda mundial a Asia

 

Japón se sumó así a la comunidad internacional que apoyará con equipos de rescate y dinero a los 10 países afectados por los tsunamis registrados, donde las labores de socorro continúan con dificultad ante las malas condiciones climáticas.

El viceministro japonés de Asuntos Exteriores, Yukio Takeuchi, indicó por su parte que su gobierno ha enviado un equipo de 19 médicos, enfermeras y otros especialistas a Sri Lanka, la nación más afectada.

Además, se tiene previsto enviar otro equipo de expertos en rescate a Indonesia, así como suministros como tiendas de campaña y generadores eléc-tricos a todos los países afectados, dijo Takeuchi en rueda de prensa.

“Estamos sumamente preocupados y queremos extender lo más posible la asistencia a esos países debido a la enormidad de los daños y en respuesta a los llamados de ayuda de la comunidad internacional”, indicó.

El terremoto, de 9.0 grados en la escala de Richter, causó maremotos que afectaron a Sri Lanka, Bangladesh, India, Indonesia, Tailandia, Malasia, Maldivas y Myanmar, así como los africanos Somalia y Kenia.

Además de Japón, China, Hong Kong, Irán, Pakistán y Turquía se sumaron a las condolencias que comenzaron a expresar diversos países como Reino Unido, y ofrecieron apoyar a los sobrevivientes de las áreas dañadas.

El presidente chino Hu Jintao anunció la puesta en marcha de un mecanismo de asistencia de emergencia y el envío de ayuda humanitaria a India, Indonesia, Sri Lanka, las Maldivas y Tailandia, según reportes de la agencia de noticias Xinhua.

El jefe del Ejecutivo de Hong Kong, Tung Chee Hwa, también ofreció apoyo, mientras que Pakistán y Alemania dijeron que enviarían a expertos para evaluar los daños y calcular la asistencia que proporcionará su país.

Turquía a su vez brindará ayuda financiera y anunció el envío de helicópteros y medicinas, en tanto que desde Rusia partieron este lunes dos aviones con tiendas de campañas y equipos médicos para ayudar a los sobrevivientes.

Por su parte, la Unión Europea (UE) confirmó una concesión de unos cuatro millones de dólares en ayuda inmediata para “satisfacer las necesidades fundamentales”, y Francia anunció que un avión con 100 médicos, expertos en rescate, viajará a Sri Lanka y Maldivas.

Grecia también dispuso el vuelo de un avión militar rumbo a la India y Sri Lanka con 11 toneladas de suministros, y Reino Unido prometió 100 mil dólares para financiar a un equipo de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Kuwait ofreció un millón de dólares e Israel expresó su intención de enviar médicos y especialistas a India, en tanto que Singapur hizo lo propio a través de su primer ministro Lee Hsien Loong.

Los gobiernos de Suiza, la República Checa e Irlanda se comprometieron con ayuda financiera, mientras que la Cruz Roja Internacional, la Media Luna Roja y las organizaciones humanitarias Cáritas y Cadena de la Felicidad enviaron equipos de ayuda.

 

Epidemias podrían matar a tantos como sismo y maremotos en Asia

La Organización Mundial de la Salud advirtió que las epidemias en las zonas inundadas por una serie de maremotos en el sur de Asia podrían resultar tan mortíferas como las mismas olas gigantescas que embistieron la zona.

Los gobiernos en 12 países tratan aún de determinar cuántas personas murieron como consecuencia del terremoto del domingo y de las marejadas que éste provocó. El número de muertos ha llegado a los 140.000, y las autoridades advierten que aumentará.

Los funcionarios asistenciales han alertado sobre posibles epidemias de cólera y malaria, y el doctor David Nabarro, jefe de operaciones de la OMS en casos de crisis, dijo a la prensa en Ginebra que “existe ciertamente la posibilidad de que el número de muertos por enfermedades contagiosas rebase al que provocaron las tsunamis”.

Nabarro señaló que la amenaza principal a la vida en la actualidad está en las enfermedades contagiosas y asociadas con la falta de agua potable y medidas sanitarias.

“El terror inicial relacionado con las olas gigantes y con el terremoto en sí mismo podría quedar empequeñecido por el sufrimiento de las comunidades afectadas a largo plazo”, alertó Nabarro.

Los hospitales y servicios locales de salud están ya saturados por el impacto inicial de la tragedia, y por lo tanto tienen menos capacidad de atender a la gente enferma, dijo Nabarro.

“De modo que nuestra prioridad, junto con los gobiernos y las organizaciones civiles en la región, será el salvar vidas, prevenir enfermedades y favorecer la recuperación de la infraestructura esencial para la salud y el bienestar público”, explicó. “Las evaluaciones ya se realizan”.

Las organizaciones asistenciales distribuyen víveres en 11 países de Asia y Africa, y las Naciones Unidas han informado que podrían emitir la mayor convocatoria de su historia para la financiación de labores humanitarias, en respuesta a la catástrofe.

Los países más afectados son Indonesia, cuya región de Aceh fue la más cercana al epicentro del terremoto, así como Sri Lanka, Tailandia e India.

 

Miles de muertos son repatriados a México Estiman en ocho mil el número de cuerpos enviados anualmente

En lo que constituye el mayor movimiento de restos humanos en el mundo, fuentes parlamentarias informan que unos ocho mil migrantes mexicanos muertos son repatriados anualmente desde Estados Unidos a su lugar de origen.

El dato fue proporcionado a la prensa por el diputado priísta Álvaro Burgos, al señalar que un importante número de decesos se debe a hipotermia y deshidratación, que son efecto de los excesos de temperatura que sufren las víctimas.

Un alto número de esos cadáveres corresponden a indocumentados que sucumben a las inclemencias del drástico tiempo en su clandestino desplazamiento hacia el territorio estadounidense por ríos, desiertos y montañas. Otros, pierden la vida rutinariamente en ese sinuoso trayecto y sus restos nunca son rescatados.

Asimismo múltiples fallecimientos de mexicanos en el vecino país ocurren también a consecuencia de accidentes laborales y viales, así como a graves enfermedades derivadas del trabajo que desempeñan, según el reporte.

Es de entenderse que la cifra de migrantes muertos que son repatriados es proporcional a la tasa de migración que prevalece en los estados de alta incidencia migratoria, entre los que destacan Jalisco, Michoacán, Guanajuato, Aguascalientes y Zacatecas.

El Consejo Nacional de Población (Conapo), entre otras instituciones, calcula que en Estados Unidos radican alrededor de 12 millones de personas nacidas en México, y más de 26 millones del mismo origen. Las autoridades estiman que en el primer grupo se hallan al menos 4 millones de indocumentados.

Aunque los indocumentados que pierden la vida son trasladados por sus familias a territorio mexicano, esta tendencia también ocurre por dificultades económicas cuando el deceso se presenta de manera sorpresiva.

En el contexto de los cadáveres repatriados, el diputado Burgos ha pedido a la Secretaría de Relaciones Exteriores un informe sobre el apoyo que se da precisamente a los familiares, debido al costo que ello conlleva.

Indicó que el gasto anual del traslado de cuerpos a México asciende a 60 millones de pesos (5.3 millones de dólares), ya que en promedio por unidad cuesta este servicio alrededor de 35 mil pesos (3, 097 dólares).

En esta situación de urgencia, seguido la familia del muerto paga la mitad de los costos y la Cancillería mexicana la otra mitad, de acuerdo con el legislador.

En el año que acaba de finalizar la Cancillería dispuso de 120 millones de pesos (10.6 millones de dólares) para actividades de protección consular a mexicanos en el extranjero, según cifras publicadas.