Inicio

elpuentecolumnas

  • Edición impresa de Enero 21, 2014

Greenpeace encontró sustancias tóxicas en reconocidas marcas de ropa infantil

Un estudio realizado por la organización Greenpeace detectó sustancias químicas tóxicas que dañan la salud en artículos de reconocidas marcas internacionales de ropa y calzado infantil.

Según informaron desde el sitio oficial de la organización, la investigación, que se inició en 2011, confirmó la presencia de diversos químicos en la manufacturación de productos textiles.

“Entre los meses de mayo y junio de 2013 se compraron en locales comerciales o distribuidores autorizados en 25 países, incluyendo Chile, Argentina, Colombia, Estados Unidos, España y México, un total de 82 productos textiles para niños, manufacturados en por lo menos 12 naciones”, informaron.

Cada una de las marcas analizadas tenía prendas con sustancias tóxicas. Según el estudio, se encontraron nonilfenoletoxilatos (NPEs) y ftalatos, que son perjudiciales para la salud. Muchos de estos químicos se detectaron en estampados plásticos.

Los análisis se llevaron a cabo en prendas de reconocidas marcas internacionales como Adidas, Disney, Nike, Puma, American Apparel, Burberry, C&A, Disney, GAP, H&M, Li-Ning, , Primark, y Uniqlo, entre otras.

Los tóxicos encontrados tanto en camisetas, como zapatos y bañadores, entre otras cosas, podría alterar el equilibrio hormonal de los más chicos.

«La investigación confirmó que todas las prendas contenían químicos peligrosos para la salud y que pueden alterar el equilibrio hormonal, desde la ropa de marcas más económicas hasta las de lujo. Es una situación alarmante que se extiende por toda la industria”, explicó a Efe Ann Lee, la responsable de la campaña de tóxicos de la oficina de Greenpeace de Asia Oriental.

Los análisis mostraron que un 61 por ciento de las prendas contenían nonilfenol, un grupo de químicos que actúan como perturbadores hormonales, mientras que más del 94 por ciento tenían ftalatos, utilizado comúnmente en la industria textil como suavizante y conocido como un tóxico que afecta el desarrollo reproductivo en mamíferos.

A pesar de que la peligrosidad del contacto con estos químicos es evidente, se desconoce, de momento, cuál puede ser la consecuencia directa para un niño que vista esta ropa, dijo Lee.

«Aún no hay estudios científicos concretos que digan con exactitud en qué deriva una exposición alta a estos tóxicos, pero sí alertan de que puede causar un fuerte impacto en la salud», comentó Lee en la presentación del informe en Pekín.

De todos modos se ha demostrado que algunas de estas sustancias, al entrar en contacto directo con la piel o con el sistema digestivo, no sólo se acumulan en el organismo con el tiempo, sino que afectarían el funcionamiento de riñones, los sistemas nervioso y de defensa y el hígado, entre otros órganos. Además, algunos de estos tóxicos, que son usados en algunos procesos textiles, como las aminas aromáticas, podrían generar cáncer.

Aunque los productos analizados por Greenpeace fueron fabricados en una docena de naciones diferentes, la tercera parte de ellos, sin embargo, se produjeron en China, donde la organización cree que hay que comenzar a atajar el problema.

Greenpeace, además, insta a las grandes marcas a “llevar a cero” toda la presencia de tóxicos en su ropa para el 2020. Gracias a la presión popular, unas 18 marcas internacionales -entre las que se encuentran Mango y Zara- ya han registrado un gran avance en este sentido.

 

 


 

I Inicio I Locales I Internacionales I Nacionales I Columnas I Entretenimiento I Deportes I Clasificados I Publicidad I Escríbanos I Conózcanos I English Section I Advertise I Contact us I Archivo I Enlaces I

 

El Puente, LLC. ©

Locales
Internacionales
Nacionales
Columnas
Entretenimiento
Deportes
Clasificados
Conózcanos
Escríbanos
Publicidad
English Section
Advertise
Contact us
Archivo
Enlaces
Inicio Locales Internacionales Nacionales Columnas Entretenimiento Deportes Clasificados Conózcanos Escríbanos Publicidad English Section Advertise Contact us Archivo Enlaces