Inicio

elpuentenewspaper

  • Edición impresa de Abril 21, 2015

Actualización sobre la reforma de inmigración

El 2014 terminó en una nota positiva, ya que el presidente Obama acababa de anunciar que su gobierno pospondría la deportación de padres de ciudadanos estadounidenses o de residentes permanentes legales. La nueva iniciativa estaba planeada para empezar a aceptar aplicaciones en el verano del 2015. Aunque esta iniciativa no cubría a todos los inmigrantes indocumentados en Los Estados Unidos, si lo hacia a 6 millones y se veía en términos generales como un paso en la dirección correcta.

La acción del presidente fue vista como fondo de la falla de la casa de representantes dirigida por los republicanos de actuar sobre la legislación de la reforma de inmigración, que había aprobado el senado en el verano del 2013. Aunque el senado pasó la legislación, no podía hacerse ley hasta que también fuera aprobada por los representantes y fuera firmada por el presidente. El presidente estaba listo a firmar pero la casa de representantes nunca tomó acción sobre la reforma migratoria.

Fue dentro de este marco que el Presidente Obama anunció la iniciativa DAPA el pasado noviembre. El liderazgo republicano tanto en la casa como en el senado (ahora controlado por republicanos desde las elecciones de medio término del 2014, el pasado noviembre), inmediatamente anunció su oposición a la medida del presidente. Sin embargo, nunca han iniciado una acción propia de reforma.

Varios gobernadores republicanos demandaron la administración Obama argumentando que la constitución autoriza al congreso y no a estos con el poder de aprobar leyes y que la acción del presidente iba más allá de su autoridad constitucional.

En enero pasado, un juez distrital de los Estados Unidos en Texas, se puso del lado de los republicanos y expidió una orden en contra de la implementación de DAPA. Inmediatamente el gobierno de los Estados Unidos anunció que apelaría la decisión ante El Tribunal de apelaciones del circuito quinto. DAPA está ahora detenida hasta que el tribunal de apelaciones regule sobre la apelación del gobierno.

Al momento de la decisión del tribunal de Texas, el Servicio de ciudadanía e inmigración de los Estados Unidos (USCIS, por su sigla en inglés) estaba escribiendo las reglas y regulaciones para el programa (DAPA). Debido a la decisión del tribunal, USCIS ha detenido todo el trabajo de regulación del programa. Si el gobierno tiene éxito en revertir la decisión del juez federal que ha detenido la implementación del programa, entonces estaríademorado el comienzo del mismo ya que USCIS tendría que completar las reglas y regulaciones del programa nuevo.

Muchos expertos en el campo de inmigración, incluyendo Stephen Yale-Loehr, un profesor en Cornell Law School en Ithaca, New York creen que los tribunales federales probablemente confirmarían la legalidad de la acción de inmigración del presidente, ya que tradicionalmente los tribunales han respetado la autoridad del presidente para actuar en el área de inmigración.

Los que apoyan la reforma de inmigración no deben olvidar que el próximo año es un año de elección presidencial y que los políticos estarán buscando votos. Ellos deben de votar por los políticos que representan mejor sus intereses. Los que apoyan la reforma de inmigración deben animar a sus amigos que son ciudadanos a que se registren para votar y que en realidad voten en el día de elecciones.

Mientras tanto, deben continuar todos los esfuerzos por la lucha para obtener la reforma de inmigración. Las manifestaciones, ayunos, campañas en los medios sociales y concientización general del público deben continuar e incluso intensificarse para asegurar que el congreso retome la reforma de inmigración y permita que muchos trabajadores inmigrantes y sus familiar puedan vivir una vida normal retirando la amenaza continua de la deportación o tener la simple posibilidad de obtener una licencia de conducir o buscar empleo.

Si el liderazgo republicano tanto en la casa como en el senado decide bloquear la reforma de inmigración, entonces ellos deben pagar el precio político y ser reemplazados por personas que estén inclinadas a tener una reforma.

Joseph S. Hughes es un abogado con más de 20 años de experiencia en la práctica de ley de inmigración en el área de Michiana. El y sus empleados son bilingües y pueden ser contactados en 269-473-2370 o en thegoodlawyer101@yahoo.com. Hughes Law Office está lista a asistir a los inmigrantes para resolver todos sus beneficios de inmigración.

 


 

I Inicio I Locales I Internacionales I Nacionales I Columnas I Entretenimiento I Deportes I Clasificados I Publicidad I Escríbanos I Conózcanos I English Section I Advertise I Contact us I Archivo I Enlaces I

 

El Puente, LLC. ©

Locales
Internacionales
Nacionales
Columnas
Entretenimiento
Deportes
Clasificados
Conózcanos
Escríbanos
Publicidad
English Section
Advertise
Contact us
Archivo
Enlaces
Inicio Locales Internacionales Nacionales Columnas Entretenimiento Deportes Clasificados Conózcanos Escríbanos Publicidad English Section Advertise Contact us Archivo Enlaces