Nueva Zelanda

Se encuentra en el océano Pacífico a unos 1 600 km al sureste de Australia. Es un país compuesto básicamente por dos islas muy extensas; la isla del Norte y la isla del Sur, separadas por el estrecho de Cook e islas pequeñas. Su capital es Wellington, la ciudad más grande es Auckland; las dos se encuentran en la isla del Norte.

Los primeros pobladores de la zona fueron los maoríes, un pueblo polinesio que llego hace unos 1 000 años. Los asentamientos europeos (principalmente británicos) comenzaron en la década de 1820. Actualmente el 88% de los neozelandeses son descendientes de europeos; el ingles y el maorí son los idiomas oficiales.

La parte central de la isla del norte tiene una actividad volcánica constante, esto se debe a las líneas de falla que atraviesan el país; en la isla del Sur se encuentran los Alpes neozelandeses y en la isla del Norte las cordilleras son de menor altitud. El relieve montañoso predomina en las dos islas, dos tercios de la superficie de Nueva Zelanda tiene una altitud entre 200 y 1000 m sobre el nivel del mar, más de 200 montañas superan los 2 300 m. El monte Cook se encuentra en los Alpes neozelandeses y mide 3 754 m de altitud y es el pico más elevado del país.

Nueva Zelanda tiene muchos ríos, en su mayoría son cortos y rápidos; difíciles de navegar. Los pobladores consumen pescado de río y de mar. Entre las especies marinas más comunes encontramos el atún, el pez volador y el pez aguja. En cuanto a mariscos se obtienen ostras y mejillones.

Existen grandes lagos que se localizan en los viejos cráteres volcánicos de la isla del norte. La extensión de la isla del Norte es de 114 690 km2 y es la más poblada. La isla de Sur tiene 150 460 km2.

Su clima normalmente es húmedo y templado, la región septentrional es más cálida, mientras que la vertiente suroccidental de los Alpes neozelandeses es la más fría. En Nueva Zelanda existen más de 300 glaciares. Las lluvias son de moderadas a abundantes, repartidas a lo largo del año. El promedio de la temperatura en Wellington va de los 20,1 ºC en enero, que es el mes más cálido a los 5,6 ºC en julio, cuando hace más frío.

El recurso natural más importante de este país es la tierra; más de la mitad del suelo es apto para cultivo y una cuarta parte es zona forestal. Los productos agrícolas de importancia son trigo, maíz, avena, hortalizas, cítricos y papas, siendo el kiwi el cultivo de mayor éxito.

La carne, la lana y la leche tienen peso comercial en el país, así como la mantequilla y el queso que son alimentos de exportación.

De la explotación minera se obtienen: carbón, oro, bentonita. piedra pómez, piedra caliza, arcilla, dolomita, arenas de cuarzo y grava.

Existen 1500 especies de flores exclusivas del país, la fauna por el contrario no es tan extensa, hay pocas especies nativas, entre ellas se encuentran: lagartos, geco, ranas y murciélagos. Otras especies han sido introducidas, de esa manera actualmente hay ciervo rojo, conejo, cabras, cerdos, comadrejas y hurones.