Primer ministro israelí aclara sus declaraciones de “poner fin a la ocupación”

El primer ministro de Israel, Ariel Sharon, quien causó asombro con sus comentarios de poner fin a la “ocupación” de los territorios palestinos al describirlo como “algo terrible”, dijo el pasado martes que se refería a los 3,5 millones de palestinos bajo ocupación militar y no a las tierras que permanecen en disputa.

“Puede no gustarles la palabra, pero lo que está ocurriendo es una ocupación, es mantener a 3,5 millones de palestinos bajo ocupación”, dijo Sharon en comentarios que parecieron representar una exhortación a los israelíes a aceptar el principio de tierra por paz. “Creo que eso es algo terrible para Israel y para los palestinos”, afirmó.

Sharon, del partido de derecha Likud y uno de los más viejos partidarios del establecimiento de colonias judías en la Ribera Occidental y Gaza, emitió un “comunicado aclaratorio” después de que el ministro de Justicia israelí declarara que los territorios palestinos siguen siendo tierras “en disputa”. Palabras que sorprendieron a israelíes y palestinos.

El gabinete israelí votó a favor de aceptar ­con reservas­ el “plan de paz” auspiciado por Estados Unidos, allanando el camino para una serie de medidas que llevarían a la creación de un estado palestino dentro de tres años.