DEPORTES

Por: Lucas Lobrando

¡Las chicas también van al fútbol! Y las porras de la Universidad Autónoma de Guadalajara simpre tienen mujeres tapatías muy atractivas. Foto Javier Hoyos / Maya

 

 

 

 

 

¡Que vivan las hinchadas! Siempre apoyando a sus equipos en las buenas y las malas. En la foto vemos a seguidores del América de México mostrando su amor por el Club. Foto Javier Hoyos / Maya


 

FIFA APROBO LA REGLA 6 + 5

Tras la Ley Bosman, que básicamente demolió las fronteras dentro de los países de la Unión Europea haciendo que cualquier jugador con pasaporte comunitario no ocupara plaza de extranjero en clubes de la UE, muchas ligas perdieron fuertemente su identidad. Un ejemplo: en la semifinal de Champions entre Chelsea y Liverpool, sólo seis titulares fueron ingleses; y por otra parte, su selección no logró clasificarse a la Euro.

Con la idea de que algo debe cambiar, Joseph Blatter, el presidente de la FIFA, viene desde hace un tiempo promoviendo lo que se denominó como la regla “6+5”, es decir, exigir a los equipos que, mínimo, pongan en cancha a seis jugadores nacionales. La movida fue aprobada ayer en el Congreso del organismo que se desarrolla en Australia: fue con 155 votos a favor, cinco en contra y 40 abstenciones. La Conmebol votó a favor de la regla.

El “6+5” se aprobó con un detalle clave: mientras la UEFA quería que se tomaran como nacionales a los jugadores formados en el país más allá de su nacionalidad, se dispuso que se considerará sólo a aquéllos que pueden jugar en la selección de ese país. Por ejemplo, según pretendía la UEFA, Messi hubiera sido uno de los seis locales, pero, tal como quedó la regla, en definitiva, será considerado entre los cinco extranjeros.

La idea es hacer un “4+7” en el 2010, un “5+6” en el 2011 y el definitivo “6+5” en el 2012. El problema ahora, un gran problema, es lidiar contra las disposiciones de la Unión Europea, que considera que se vulnera sus leyes de trabajo.


BECKHAM Y UN PREMIO ESPECIAL

David Beckham admitió que se sintió “orgulloso” tras recibir en Wembley la “gorra de oro”, el galardón conmemorativo por sus intervenciones con la selección, que le fue entregado de manos de Sir Bobby Charlton, el “héroe” del padre del jugador del LA Galaxy.

Antes de comenzar el amistoso que Inglaterra venció por 2-0 ante los EEUU, y en el que Beckham sumó 101 intervenciones con la camiseta de la selección, Charlton hizo entrega de la “gorra de oro” con la que se conmemoran las cien intervenciones con el equipo que cumplió Beckham cuando jugaron contra Francia el mes pasado.

El medio, que no fue convocado para el primer encuentro del combinado bajo la tutela de Fabio Capello el pasado febrero en Wembley, cumplía, sin embargo, un sueño al ser incluido en los planes del técnico italiano cuando Inglaterra venció por 1-0 a Francia en el Stade De France el pasado mes. Fue el centésimo choque del ex madridista con la camiseta inglesa.

Con relación al premio del que se le hizo entrega para marcar precisamente esa ocasión, Beckham reconoció que se trató de un “honor” haber alcanzado cien convocatorias con el equipo nacional “y haber vuelto para sumar la 101”.

“Recibir la gorra de oro de Sir Bobby Charlton, que es el héroe de mi padre y un gran héroe para mí, además de ser un futbolista querido por todo el mundo, no sólo dentro del fútbol, es un gran honor”, admitió el medio.

Beckham, que asistió al defensa del Chelsea John Terry en el primer gol del combinado, jugó como titular y fue reemplazado por David Bentley durante el medio tiempo.

“Habíamos trabajado mucho durante esta semana en los entrenamientos y nos salió bien, así que estamos muy contentos. Es mi trabajo poner el balón en las áreas adecuadas -observó el jugador- y es el trabajo de John Terry, Rio Ferdinand y el resto de los jugadores rematar la jugada. Y a veces sale bien, y otras no”.