Inicio

elpuentelocales

  • Edición impresa de Junio 17, 2014

Decepción ante la negación de Indiana a someterse a las reglas contra la violación en prisión

INDIANAPOLIS- Existe preocupación sobre la determinación del gobernador Mike Pence a negarse a aceptar la enmienda federal para la Eliminación de la Violación en Prisión. El gobernador de Indiana le dijo al Abogado General de EE.UU, Eric Holder, que no es posible lograr el mandato federal debido a que los estándares son demasiado costosos para aplicar. Pero Chris Daley, director ejecutivo asistente para Just Detention International, explicó que la mayoría de los estados han aceptado las medidas determinadas para prevenir el asalto sexual. “Por las medidas que el gobernador Pence ha tomado, está haciendo que Indiana dé pasos hacia atrás”, resaltó.

Los estándares aplican limitaciones estrictas sobre los empleados de la prisión al ver gente joven desvestida, además de incluir protección para poblaciones vulnerables, incluyendo jóvenes homosexuales, bisexuales o transgénero, así como sobrevivientes de asalto sexual.

Pence se queja de que estos límites requerirían empleados adicionales, equipamiento y recursos. Al no estar de acuerdo, Indiana pierde unos $345,000 al año en fondos federales.

En el Indiana Coalition Against Sexual Assault, el jefe ejecutivo interino Jessica White, afirma que cada víctima de asalto sexual merece un abogado. Indicó, además, que el estado esta esperanzado en que el gobierno federal encuentre una solución para que la gente en prisión que necesita ayuda la pueda obtener. “Ellos merecen los mismos derechos que cualquiera. Y si uno no se encuentra encarcelado, tiene acceso a abogados. También tenemos centros de crisis para personas violadas en todo el estado, y simplemente queremos asegurarnos que las personas encarceladas tengan esos mismos derechos humanos”, agregó.

Por su parte, Daley detalló que uno de cada 10 ex reclusos reportaron ser asaltados sexualmente durante su tiempo tras las rejas. Las investigaciones han demostrado consistentemente que las instalaciones correccionales en Indiana tienen tasas más altas de abuso que el promedio nacional.

“En los reportes prisioneros recientes, el Rockville Correctional Facility, una institución para mujeres, tuvo una tasa de abuso de casi el doble que el promedio nacional. Madison Correctional Facility, que aloja niñas, tiene una tasa de abuso casi tres veces mayor que el promedio nacional”, informó. Un vocero del Indiana Department of Correction contó que el sistema tiene un coordinador de quejas de violación en cada prisión y ha implementado otras medidas preventivas.

Indiana es uno de los siete estados que se han negado a colaborar con el reglamento federal.

La información sobre el Prision Rape Elimination Act está en línea en prearesourcecenter.org.

 


 

I Inicio I Locales I Internacionales I Nacionales I Columnas I Entretenimiento I Deportes I Clasificados I Publicidad I Escríbanos I Conózcanos I English Section I Advertise I Contact us I Archivo I Enlaces I

 

El Puente, LLC. ©

Locales
Internacionales
Nacionales
Columnas
Entretenimiento
Deportes
Clasificados
Conózcanos
Escríbanos
Publicidad
English Section
Advertise
Contact us
Archivo
Enlaces
Inicio Locales Internacionales Nacionales Columnas Entretenimiento Deportes Clasificados Conózcanos Escríbanos Publicidad English Section Advertise Contact us Archivo Enlaces