Mi Poema

 

Mi poema está ahí

Uno más

Entre millones

Que andan dispersos por el mundo

Son tantos los poemas

Como son tantas

Las doradas hojas del otoño

Pero un día

De pronto

Por algún motivo o sin ningún motivo

Tu mirada se detiene en él

Y mi poema se ilumina

Tus ojos lo observan

Y mi poema se siente hermoso

Tus ojos lo leen

Y ese poema brilla

Como una estrella

Luego mientras tú prosigues el camino,

Mientras te alejas

Llevando sobre ti

Algo de ese brillo

Que se va apagando

Mi corazón agradecido

Te grita “gracias”.

 

 

Ramón de Almagro