El Puente Uniendo

Diálogos entre jóvenes y trabajadores: Se vale soñar!

Por: José Emilio Cruz Luna

Una nueva cultura se cimenta ampliando la conciencia de los integrantes de la sociedad.

Con serias posibilidades de formalizar un grupo que pueda plantear problemas generales que atraviesa la humanidad, estudiantes, trabajadores y trabajadores estudiosos, se dieron cita el pasado 31 de Julio en Goshen, a través de un diálogo que duró aproximadamente cuatro horas. Varios jóvenes estudiantes de Goshen College y trabajadores del área brindaron su casa habitación para realizar allí el ameno encuentro.

Se habló de Amor y Paz, de fronteras, de unión entre culturas y de fraternidad entre los pueblos.

Estos cuatro temas dijo alguien, “conllevan el uno hacia los otros, porque quien siente y da amor vive en paz, acepta la unión y la fraternidad. En cuanto a las fronteras, no son más que una línea que limita las propiedades territorialmente”, concluyó.

“El amor es apoyo”, comentó otro joven; “es ayudarse sin reservas. Los buenos amigos conocidos y aun desconocidos se deben amar y buscar la manera de salir adelante individual y colectivamente.

Por la ubicación geográfica y por la convivencia que existe entre los habitantes de norte, centro y sur América se puede vislumbrar la unión, incluso sin fronteras, dado el intercambio masivo y espontáneo entre millones de personas”.

Otro individuo agregó: “Los gobernantes principalmente y toda la gente deberíamos aplicar el sentir y pensamiento de los niños porque ellos usan un lenguaje maravilloso. Por ejemplo: si concentráramos un niño de cada uno de los países que conforman el mundo, tendríamos como resultado en corto tiempo que aun sin entenderse por sus diferentes lenguas terminarían jugando, compartiendo su alegría, cordialidad y amor”.

“Los hispanos que hemos estudiado aquí, en Middle y High School aprendimos a convivir no solamente con norteamericanos sino también con amigos de otros países como Rusia, Korea y Japón”, exteriorizó otro participante.

“Yo conozco más gente que le gustaría unirse a este grupo para intercambiar conocimientos de nuestras culturas. Les pido que haya otras ocasiones. Yo amo a toda la gente y siento un gran respeto por todos los pueblos. No hablo mucho español pero donde hay amor no hay barreras, fronteras ni limites”.

Con expresiones y opiniones profundas y positivas como esta última se desearon lo mejor, se saludaron y se dijeron hasta pronto.

El grupo estuvo conformado por:

Reyna Galindo, Katie Mast, Isabel Pérez, Hilary Mayhew, Cecilia Gonzáles, Adrienne Landis, Vincent García, Miguel Moncivais, Alberto Dávila, Oswaldo Báez, Luis Castillo, Jorge Roberto e Isaac Beachy .

Anticipo mí respeto y agradecimiento a todos y cada uno de los miembros de este grupo y les felicito a través de este su periódico amigo El Puente, por su capacidad y muy especialmente por su convicción de querer formar una hermandad que busque, investigue y aplique soluciones creativas a los muchos problemas que aquejan a nuestra sociedad.