La ONU debate sobre contraterrorismo y derechos humanos

Por Shiraz Deen

Los estados miembro de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) han ignorado con frecuencia las leyes y principios de derechos humanos en nombre de la lucha contra el terrorismo.

A esta conclusión llegó el panel titulado “¿Fortaleza o castillo de arena? Los derechos humanos en la era del contraterrorismo”, la séptima entrega mensual de la Serie de Diálogos sobre los Nuevos Derechos Humanos convocada por la ONU.

Los 30 artículos de la Declaración Universal de Derechos Humanos son “leídos hoy en gran medida como un catálogo de abusos, y con frecuencia abusos cometidos en nombre de algo llamado contraterrorismo”, señaló Craig Mokhiber, de la Oficina de la Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, quien moderó el panel.

Algunas áreas de preocupación en relación con el contraterrorismo subrayadas por los panelistas fueron la ampliación de los poderes de las fuerzas policiales, el uso de evidencias y tribunales secretos, las detenciones preventivas y la aplicación de la pena de muerte por delitos no letales.

“Las leyes antiterroristas aprobadas en todo el mundo representan una amplia expansión de los poderes gubernamentales para investigar, detener, juzgar y encarcelar a individuos con una mínima supervisión judicial, transparencia pública y debido proceso”, señaló por su parte Joanne Mariner, directora del programa de terrorismo y contraterrorismo de la organización Human Rights Watch.

Estas leyes son en parte resultado de la falta de definición internacional de lo que es el terrorismo. Las violaciones a los derechos humanos que resultan de ellas son exacerbadas por la presión internacional del Consejo de Seguridad de la ONU para que los miembros del foro mundial demuestren su compromiso en la lucha antiterrorista interna.

Los panelistas explicaron que el Consejo de Seguridad ha sido lento en incorporar los derechos humanos en su estrategia antiterrorista global. Joanna Weschler, directora de investigaciones del Informe del Consejo de Seguridad afiliado a la Universidad de Columbia, señaló que éste ha sido un “proceso lento y parcial para superar una muy profunda renuencia”.

Aunque hay muchas áreas en las que los derechos humanos siguen siendo despreciados, el Consejo de Seguridad y otros organismos de la ONU han comenzado a dar pasos significativos para integrar los derechos humanos en las actividades contraterroristas.

La Estrategia Global Contraterrorista de la ONU, de 2006, destaca los derechos humanos como uno de sus cuatro pilares.