Instan a Bush a cambiar la estrategia para Irak

Aseguran que el ataque suicida a la ONU propicia una mayor internacionalización, que la Casa Blanca resiste

La búsqueda de los responsables del bombazo a la sede de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) en Bagdad tiene como telón de fondo las presiones sobre la Casa Blanca para cambiar su estrategia en Irak, ya sea incrementando la fuerza militar, internacionalizando las tropas o dando un papel más preponderante a la comunidad internacional en las labores de seguridad, entre diversos escenarios.

De momento, el alza en las tropas en Irak (al presente 139 mil de Estados Unidos) no parece ser el plan, según dijo en Honduras el secretario de Defensa, Donald Rumsfeld.

“En este momento, la conclusión de los funcionarios militares responsables es que el nivel de las fuerzas está donde debe estar”, declaró Rumsfeld, pese a que el bombazo puso de manifiesto el caos de seguridad que se vive en Irak.

Muchos legisladores abogan para que la Casa Blanca acuda de nueva cuenta a la ONU a pedir un mandato para que las naciones renuentes envíen tropas, aliviando la carga humana y fiscal que lleva sobre sus hombros Estados Unidos.

Los senadores Chuck Hagel y Joseph Biden, republicano de Nebraska y demócrata de Delaware, respectivamente, enviaron una carta al presidente George W. Bush pidiéndole que solicite ayuda a la ONU.

Pero Biden, hablando en CNN, dijo que la Administración debe primero conciliar sus divisiones internas, porque según el senador, el vicepresidente Dick Cheney y el secretario de Defensa, Donald Rumsfeld, se oponen a que Bush acuda a la ONU porque eso equivaldría a reconocer que necesitan de la comunidad internacional que pasaron por alto cuando unilateralmente decidieron emprender la guerra en contra de Irak.

Por otra parte, el secretario de Estado, Colin Powell, dijo Biden, favorece que Bush acuda a la ONU a pedir ese nuevo mandato para poder incrementar la cifra de tropas en Irak con la participación de otras naciones.

La muerte del representante especial de la ONU en Irak, Sergio Vieira de Mello, en el bombazo del martes, es mayor razón, dijo el senador, para traer a la comunidad internacional a compartir las labores de seguridad y patrullaje en Irak.

Por su parte, el secretario general de la ONU, Kofi Annan, indicó que el organismo mantendrá su misión humanitaria en Irak.

Las cuatro naciones que están por desplegar fuerzas en Irak son Moldavia, Filipinas, Portugal y Tailandia, precisó un comunicado del Departamento de Estado.