Vaticano: Papa lamenta lo sucedido con musulmanes

El papa Benedicto XVI “lamenta sinceramente” que los musulmanes se hayan sentido ofendidos por las palabras que pronunció en un reciente discurso en Alemania, dijo el sábado el Vaticano.

El nuevo secretario de estado de la Santa Sede, el cardenal Tarcisio Bertone, manifestó que la posición del Papa con respecto al islam está sin lugar a dudas en línea con las enseñanzas del Vaticano, de que la Iglesia “estima a los musulmanes, que adoran a un Dios único”.

En consecuencia, el Papa “lamenta sinceramente que algunas partes de su discurso hayan podido sonar ofensivas a los creyentes musulmanes y hayan sido interpretadas de una forma que no corresponde con sus intenciones”, manifestó Bertone en una declaración escrita.

Las palabras que Benedicto XVI pronunció en un discurso frente a profesores universitarios durante un peregrinaje de esta semana en Alemania, enfurecieron a muchos musulmanes y generaron dudas de que un viaje planeado del pontífice a Turquía _ un país de mayoría musulmana_ para finales de noviembre vaya a concretarse.

El martes en Alemania, el pontífice citó una conversación entre el emperador bizantino Manuel Paleólogo II y un erudito persa:

“El emperador habla sobre la yihad, la guerra santa”, expresó el Papa.

“Dijo (Paleólogo), y lo cito textualmente, ‘Mostradme qué ha traído Mahoma que fuera nuevo, y allí sólo encontrarás cosas malignas e inhumanas, tales como su orden de extender mediante la espada la fe que él predica’”, añadió el pontífice.

Evidentemente, consciente de las susceptibilidades que despierta el tema, Benedicto XVI repitió dos veces la expresión “cito” antes de pronunciar las frases sobre el islam, que caracterizó como “bruscas”, sin coincidir con ellas ni rechazarlas.

Numerosos líderes del mundo musulmán han demandado en los últimos días una disculpa del Papa por sus declaraciones sobre el islam y la yihad, a pesar de que el Vaticano dijo que sólo quiso destacar la incompatibilidad entre la fe y la guerra.

Por otro lado, un grupo insurgente iraquí amenazó al Vaticano con un ataque suicida en protesta por las palabras del Papa, de acuerdo a un comunicado colocado en su nombre en la internet.

El mensaje, a nombre del Ejército Mujaidín, no mencionó específicamente el trono de la Santa Sede pero lo dirigió a “ti perro de Roma”, y amenaza con “sacudir tus tronos y romper tus cruces en tu casa”. No pudo verificarse la autenticidad del comunicado.

El cardenal Bertone, refiriéndose a la parte del texto relacionada con el emperador, expresó que “el Santo Padre no tuvo la intención ni tiene la intención de hacer su propia (valoración), sino que sólo la utilizó como una oportunidad para ofrecer _ en un marco académico y, como puede verse a través de una lectura completa y cuidadosa del texto (del Papa)_ algunas reflexiones sobre el tema de las relaciones entre la violencia y la religión en general, y para concluir con un rechazo claro y radical a la motivación religiosa de la violencia, de cualquier parte que provenga”.

La declaración de Bertone no incluyó la disculpa solicitada por dirigentes islámicos en diversas partes del mundo. Aunque líderes musulmanes británicos dijeron que el comunicado era una medida bienvenida, persiste la molestia entre los musulmanes en general, y cinco templos de la Margen Occidental y Gaza fueron atacados por palestinos en respuesta a las palabras de Benedicto XVI.

Mohamed Bishr, un prominente miembro de la Hermandad Musulmana en Egipto, dijo que la declaración “no era una disculpa”, sino “un pretexto de que el Papa estaba citando a alguien más diciendo así es”.

“Necesitamos que el Papa admita el gran error que cometió y luego acepte disculparse, porque no aceptaremos que otros se disculpen en su nombre”, manifestó.

Marruecos retiró el sábado a su embajador ante el Vaticano en protesta por las declaraciones “ofensivas” del Papa, y el parlamento y la cancillería de Afganistán exigieron una disculpa de Benedicto XVI.