Conflictiva primera sesión del panel sobre inmigración

Por Mike Smith

INDIANAPOLIS- Los legisladores que buscan una mayor claridad sobre el asunto de la inmigración ilegal en Indiana obtuvieron opiniones en conflicto y números imprecisos durante la primera sesión de estudio dentro del comité.

Especialistas en ley migratoria proporcionaron respuestas diferentes y datos contradictorios. Un miembro del Pew Hispanic Center de Washington D.C dijo que existen cerca de 100,000 residentes indocumentados en Indiana, aunque admitió que podrían ser entre 75,000 y 125,000.

El Subjefe del Comité de Estudio Interino sobre Asuntos Migratorios dijo que sabía que no podrían obtener toda la información que buscaban en su primera sesión. Es por eso que se planearon tres reuniones de búsqueda de datos sobre un tema que fue emocionalmente conflictivo en la última sesión legislativa.

Aún está por verse si el panel de legisladores logrará un consenso sobre la legislación recomendada para la sesión del 2009. Sin embargo, el subjefe representante Scott Pelath (D-Michigan City) y el senador Dennis Kruse (R-Auburn) señalaron que es importante que los procedimientos se enfoquen en la investigación sin que terminen en mera retórica encendida.

La Casa de Representantes, controlada por los demócratas, y el Senado, dirigido por republicanos, propusieron diferentes versiones de la propuesta Delph durante la sesión pasada, pero no pudieron llegar a un acuerdo final. Sin embargo, ambas versiones creaban un sistema de castigo triple para las compañías que contraten a conciencia inmigrantes ilegales a partir del 2009.

Mucha de la discusión en la reunión pasada se enfocó en ese tema. Bernard Trujillo, máster en leyes de Valparaiso University, dijo que el gobierno federal tiene la completa autoridad para regular las leyes de inmigración, y que sería muy difícil que los estados obtuvieran excepciones. Sin embargo, anticipó que sólo era cuestión de tiempo antes que los casos en otros estados alcanzaran la Corte Suprema de Estados Unidos.

“¿Cuál sería el problema de esperar una opinión legal clara sobre este asunto?”, preguntó.

Delph contestó que la ciudadanía quiere que se actúe ahora. Argumentó que la gente está harta de que el gobierno federal no afronte la cuestión de la inmigración ilegal y de tener que pagar la estancia de los ilegales en Estados Unidos.

John Hill, máster en leyes de Indiana University, dijo que existe una cláusula en la ley federal que, según la corte de Arizona y Missouri, permite que los estados supediten la ley federal cuando se trata de asuntos de licencias de negocios.