Inicio

elpuentenewspaper

  • Edición impresa de Septiembre 1, 2009.

• México del Norte • Robos pequeños

“Despiden al cónsul en Dallas por sospecha de corrupción”, dice el titular de una nota publicada el 19 de agosto, en la que la secretaria de Relaciones Exteriores de México, Patricia Espinosa, confirma la información.

Enrique Hubbard, hasta ahora cónsul general de México en Dallas “fue removido de su cargo”. La presunción es que Hubbard permitió “que funcionarios del consulado se beneficiaran personalmente con la venta de fotografías y copias, así como por quedarse con dinero de trámites de pasaportes”.

A fin de cuentas, según el principio de que sólo es sospechoso pero todavía no culpable, dice la secretaria que Hubbard “será trasladado a un nuevo destino”, aunque, según el artículo, “las acusaciones de malos manejos financieros en el consulado fueron verificadas por tres funcionarios mexicanos”. Como quien dice, de aquí a que se resuelva el caso, por allá por el año 2016, el funcionario seguirá gozando de su salario en algún otro lugar donde, sin duda alguna, también se venderán pasaportes.

Y ahí es donde la puerca tuerce el rabo. Hubbard tenía fama de defender a la raza y de oponerse a las leyes antiinmigrantes, pero sobre todo era el jefe del tercer consulado más grande acá en México del Norte. Dicen que 700 paisanos pasan por el consulado cada día, y ahí entran “miles de dólares diarios en cuotas por los documentos que provee”.

La cosa es que hay un papelito por ahí, llamado Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, que hasta la última vez que la leí dice en el Artículo 11 que “Todo hombre tiene derecho para entrar en la República, salir de ella, viajar por su territorio y mudar de residencia, sin necesidad de carta de seguridad, pasaporte, salvoconducto u otros requisitos semejantes”.

Y se preguntará el lector: ¿por qué entonces venden pasaportes los consulados? Pues por transas.

Hace cuatro años, Vicente Fox pactó la Alianza para la Seguridad y la Prosperidad en América del Norte, ASPAN, y a partir de ahí se concedió a las autoridades aeronáuticas el derecho de violar la ley. Desde entonces es “obligatorio presentar una identificación oficial al momento de documentarse y posteriormente al momento de abordar el avión”.

Además de la asquerosa anticonstitucionalidad de la medida, sucede que no todos los mexicanos somos iguales, al menos los que vivimos en Estados Unidos. Quienes se naturalizaron ciudadanos de este lado están obligados, aquí sí por ley, a tener pasaporte estadounidense. Los residentes legales pueden entrar y salir del país con su I-551, la famosa “green card”, y los mojados… pues no necesitan pasaporte porque los gringos no les dan visa aunque tengan.

El propio Ministerio de Relaciones Exteriores establece que quienes “no cuenten con pasaporte mexicano, deberán obtener su pasaporte o un documento emitido por una Embajada o Consulado Mexicano donde se haga constar que el portador es ciudadano mexicano. Ese documento deberá presentarse para salir de Estados Unidos”.

“Ese” documento puede ser la credencial de elector, la matrícula consular, la cartilla militar o (acompañado de otra identificación con fotografía), el acta de nacimiento o el certificado de bautismo. Es más, gratuitamente, el consulado puede expedir un certificado de presunción de nacionalidad.

Claro que esta información no está en ninguna pared de ningún consulado. La transa no está en Dallas. Está en vender miles de pasaportes cada día a la gente que no sabe que no los necesita.

Olvídese de Hubbard, que de perdida defendía a los paisanos. Para “combatir la corrupción y perseguir e investigar cualquier irregularidad” habría que comenzar por despedir a Calderón y a Espinosa y “trasladarlos a un nuevo destino”.

 

 


 

I Inicio I Locales I Internacionales I Nacionales I Columnas I Entretenimiento I Deportes I Clasificados I Publicidad I Escríbanos I Conózcanos I English Section I Advertise I Contact us I Archivo I Enlaces I

 

El Puente, LLC. ©

Locales
Internacionales
Nacionales
Columnas
Entretenimiento
Deportes
Clasificados
Conózcanos
Escríbanos
Publicidad
English Section
Advertise
Contact us
Archivo
Enlaces
Inicio Locales Internacionales Nacionales Columnas Entretenimiento Deportes Clasificados Conózcanos Escríbanos Publicidad English Section Advertise Contact us Archivo Enlaces