MENSAJES DE SEGURO SOCIAL PARA LAS PERSONAS DE TODAS LAS EDADES

Por Bob Walsh • Promotor de Relaciones en el norte de Indiana

La mayoría de las personas tienden a asociar al Seguro Social con las personas mayores, pues ellos están muy interesados en este servicio. Nosotros tenemos información en abundancia que encuentran muy útil. Además, también de mensajes para millones de personas. Aquí encontrará algunos ejemplos de ellos relacionados con gente joven:

* José es programador de computadoras y tiene 40 y pico de edad. Trabajó muchas horas e hizo buen dinero. En los últimos años, él y su esposa han disminuido las horas de trabajo. Tienen dos hijos, una hipoteca y, últimamente, la planificación financiera a largo plazo ha reemplazado los planes de vacaciones a corto plazo.

Nuestro mensaje para José es que ponga atención a su Declaración de Seguro Social, desde hace tiempo le enviamos una cada año. Pero siempre se han quedado rondando la casa en vez de archivarse. La Declaración es una herramienta de planificación muy útil. No sólo le permite a José saber los beneficios que recibirá del Seguro Social al jubilarse, sino aquellos que podría recibir ahora si una lesión o enfermedad repentina le impidiera trabajar. También provee una idea de lo que su esposa e hijos podrían recibir si fallece.

* Un aviso recuerda a Ana, una recién casada, que debe cambiar su nombre en los registros de Seguro Social, pues ahora usa su nombre de casada. Si su empleador hace el informe bajo un nombre diferente al inscrito, su registro de Seguro Social no podrá ser actualizado, y ella no recibirá ningún crédito por los impuestos que está pagando. Otra razón es poder recibir un reembolso de impuesto a tiempo.

* Enrique es una persona de 20 y pico años que trabaja en Internet. Encontró su trabajo y apartamento en línea, usa un servicio de citas en línea y compró su carro de la misma manera. Nuestro mensaje a Enrique y a otros como él, es que protejan su número de Seguro Social.

Aunque muchos negocios piden el número de Seguro Social como parte de su sistema de registro, no hay una ley que requiera que Enrique lo someta.

Si el servicio de citas no conecta a Enrique con una "MSH (Mujer soltera hispana) atractiva que guste de tomar paseos en la playa" a menos que él provea su número de Seguro Social, entonces Enrique tendrá que decidir si vale la pena tomar el riesgo.

* Finalmente, hay un mensaje para Ernesto, que es un poco mayor que los mencionados. De hecho, Ernesto piensa jubilarse pronto. Nuestro mensaje es "piense en línea".

El sitio de Internet del Seguro Social www.segurosocial.gov/espanol tiene mucha información que Ernesto encontrará muy útil. Ofrece publicaciones que explican los beneficios de jubilación, una calculadora de beneficios, además cuando esté listo para solicitar Seguro Social, también puede hacerlo en línea (sólo en inglés).