Cuando en El Puente decidimos hacer algo Nuevo, es un acto de fe. Este es nuestro primer intento de sacar una segunda edición mensual al público. Por algun tiempo la gente nos venía pidiendo que sacáramos una segunda edición mensual, y aquí está. Gracias a Dios, quien ha provisto la gente, los recursos y la forma de hacerlo.

A nivel local me gustaría comentar sobre las elecciones. En el Condado de Elkhart, las dos candidates Latinas nos representaron con gran dignidad. Ambas, Aracelia Manríquez, nominada para Trustee y Rosy Meza de Nuttle, nominada para fiscal del condado tomaron un valiente primer paso en la arena política, presentaron buenas ideas y el público les respondió, a pesar de no tener experiencia política. Gracias a ambas, ya que esos esfuerzos abren la puerta para que otros de la comunidad Latina participen a ese nivel

A nivel nacional e internacional continuamos preocupados acerca de la posibilidad de guerra y la falta de entendimiento acerca de los asuntos internacionales, los cuales se ven solo a través del lente cultural del occidente, acostumbrado a vivir en la abundancia.

Si se desea la paz, hay que trabajar por la justicia. Esa el la regla dorada que subyace a cualquier conflicto, ya sea doméstico, nacional o internacional.

La violencia aparece primero en formas sutiles indicando que algo anda mal en una relación. Cuando esas manifestaciones no son tomadas en cuenta, la violencia aumenta. El pago por ignorar el problema es que pronto ambas partes están envueltas en una relación violenta. Usualmente la parte en control, (lease, con el poder), tiene formas de no darle importancia a los reclamos justos o de hacer pequeñas concesiones a fin de acallar los ánimos. Sin embargo, si la injusticia no se resuelve, la violencia escala hasta explotar.

No podemos huir de las situaciones causadas por nuestra forma de vida. Esta situación mundial nos da la oportunidad de pensar acerca de los lugares en el mundo que están en conflicto y como empezaron. También podemos ver los conflictos en nuestro país de origen o donde vivimos y tenemos la oportunidad de unirnos a otros para dialogar y hacer algo respecto a las situaciones injustas. Ahora, que los días festivos están cerca, más que nunca esperemos un Año Nuevo mejor, y hagamos algo al respecto.