El apellido, color u origen aparentemente ‘correcto’, no hace que un ser humano cumpla con el modelo de ser ‘pobre’, una voz de las minorías, o cualquier otro papel con etiqueta.

Nombrar a Gonzales a alto encargado de la justicia en la administración Bush, no debe leerse como un apoderamiento de los Latinos; por el contrario, tiene que ser interpretado como la selección de alguien que tiene las mismas características rapaces de esta administración.

Quiero citar a una mujer puertoriqueña, a quien no conozco pero que sabiamente expresa la opinion de muchos Latinos concientes:

“Saludos desde Puerto Rico, No juzgo a Alberto Gonzales en forma diferente porque sea ‘Hispano’, o Latino , o Chicano. Lo juzgo en la misma forma en que lo juzgaría si fuera blanco. Lo juzgo como se juzga a otro ser humano, ni más, ni menos.

Su retorcida justificación legal para las torturas y detenciones abiertas en forma tal que las acciones gubernamentales de los Estados Unidos violan los esforzados principios de los Acuerdos Mundiales de Ginebra deben ser condenados.

Sus denominados ‘esfuerzos’ en el campo de la Acción Afirmativa, que tienen a todos esos compasivos conservadores preocupados acerca de lo ‘liberal’ que pueda ser él, en realidad destruyeron los programas de Acción Afirmativa en el sistema de la Universidad de Texas, especialmente en la Universidad de Texas de Austin. Las becas de los graduandos son hoy en día un tercio de lo que eran en 1980. Las becas, así como las oportunidades de ‘Fellowships’ para los estudiantes, tanto en vías de grado como de post-grado no existen ya, y eso se puede demostrar con las cifras que registran la historia de esos niveles estudiantiles.

A lo largo de su carrera profesional, las acciones de Gonzales ha ayudado a aquellos en el poder a justificar y ampliar su poder, en detrimento de los derechos de aquellos que carecen de poder.

Para Alberto Gonzales, el hecho de ser ‘Hispano’ es incidental, él no tiene lealtad alguna con los que comparten dicha etiqueta. Por qué deben otros tener lealtad hacia él?

Yo condeno las acciones de Alberto Gonzales al igual que condeno las del Puertoriqueño Pedro Rosello, pro-estado, quien también tiene la dudosa distinción de haber tenido la administración más corrupta que estas islas han visto en más de 500 años de nuestra historia.

Las acciones de ambos hombres no tienen nada que ver con ser o no ‘Hispanos’. Borinque-a CERJer María Ramírez”.

Estoy de acuerdo con María. Como seres humanos en este Nuevo mundo global, político y económico, en lugar de hacerle el juego a los partidos, nacionalidades o grupos acostumbrados, debemos madurar hasta considerarnos ciudadanos del mundo, con la responsabilidad moral de cuidar unos de otros.

Los intereses transnacionales, que junto con la casta militar han extendido su poder para reprimir las vidas de la gente en todo lugar, no pueden seguir alimentándose de nuestra ignorancia de ‘votar’ y ‘participar’ en situaciones que ya han sido arregladas.