Inicio

elpuentenewspaper

  • Edición impresa de Noviembre 15, 2011

Guatemala y Nicaragua eligieron presidentes

Guatemala y Nicaragua votaron por sus presidentes, quienes tienen orígenes y perspectivas muy diferentes. Otto Pérez Molina triunfó en la segunda vuelta guatemalteca con un 53% de los votos y Daniel Ortega obtuvo un 66% en primera ronda. A nivel de América Latina el primero será el único ex general presidente y el segundo es el primer ex guerrillero que vence 3 presidenciales y, encima, quizás con el mayor porcentaje que tenga cualquier mandatario de la región.

Pérez Molina es el primer ex militar que regirá Guatemala desde que el ejército se retiró del poder en 1986. Durante la guerra civil de 1960-96 en la que murieron unos 200,000 guatemaltecos este general llegó a ser director de inteligencia y viene siendo acusado de haber organizado torturas y matanzas, incluyendo la del obispo Gerardi.

Su principal slogan electoral fue ‘mano dura’ y promete que dedicará la mayor parte de su tiempo a la seguridad. Su contrincante electoral Baldizar también secundó la pena capital. El nuevo gobierno no buscará seguir escarbando culpables de numerosos crímenes a los derechos humanos, sino enfocarse en el crimen.

Guatemala es uno de los países con los índices de asesinatos delincuenciales más altos del mundo (4 de cada 10,000 habitantes perecen anualmente por ello) y un lugar donde operan maras y mafias que hacen tráfico humano y de drogas a Estados Unidos.

Algo que incuba dicha violencia es la miseria. La mitad de los menores de 5 años están desnutridos. Mientras el gobierno saliente de Colom trató de reducir ello con programas de asistencia social  (los mismos que fueron la carta de presentación de Sandra Torres quien, pese a divorciarse del Presidente Colom, se le vetó postular dejando a la centroizquierda sin candidato), Pérez buscará destinar más recursos públicos a la policía cuyo número quiere incrementar.

Daniel Ortega fue el principal líder de la revolución sandinista de 1979 que depuso a los Somoza y expropió sus propiedades, y que en 1985-90 fue electo presidente. En vez de seguir el modelo cubano, él mantuvo el mercado y el multipartidismo y tras ser jaqueado por contras armados por Reagan y una hiperinflación fue depuesto por 16 años de gobiernos constitucionales de derecha. Luego volvió al poder en el 2006 y modificó la constitución para poder ir a un tercer mandato. Su programa de hoy es muy distinto al de hace 40 años cuando debutó en el poder. Si bien Ortega llamó hermanos a los asesinados Gadafi o Cano, él mantendrá el TLC con Estados Unidos, desarrollará zonas francas y penalizó toda clase de aborto.

Ese es el realismo de un ex ‘comunista’ quien ahora impulsa el mayor desarrollo capitalista en el Sistema de Integración Centroamericano donde Nicaragua tiene allí la mayor tasa de crecimiento y también la mayor inversión externa en relación a su producto bruto.

Pérez es otro realista que, pese a provenir del gorilismo anticomunista, promete priorizar la relación comercial con China (que se reclama socialista aunque es el motor de la economía capitalista global).

 

 


 

I Inicio I Locales I Internacionales I Nacionales I Columnas I Entretenimiento I Deportes I Clasificados I Publicidad I Escríbanos I Conózcanos I English Section I Advertise I Contact us I Archivo I Enlaces I

 

El Puente, LLC. ©

Locales
Internacionales
Nacionales
Columnas
Entretenimiento
Deportes
Clasificados
Conózcanos
Escríbanos
Publicidad
English Section
Advertise
Contact us
Archivo
Enlaces
Inicio Locales Internacionales Nacionales Columnas Entretenimiento Deportes Clasificados Conózcanos Escríbanos Publicidad English Section Advertise Contact us Archivo Enlaces