REPTILES

Los lagartos, tortugas, cocodrilos e iguanas son especies de animales que tienen algo en común; todos ellos son reptiles.

Los reptiles aparecieron en la tierra hace millones de años, en la era Mesozoica y al igual que las aves, descienden de los anfibios de aquella época.

Son animales vertebrados, ovíparos (que nacen de huevo) con características peculiares que los diferencian de otros animales:

-La temperatura de su cuerpo depende del calor que reciben del sol. Son animales ectotérmicos popularmente conocidos como de “sangre fría”; incapaces de generar calor por si mismos.

-Su piel está cubierta por escamas y no tiene glándulas; esto les permite vivir y desarrollarse en ambientes secos. Además mudan de piel periódicamente.

-Generalmente sus extremidades son cortas y articuladas en los lados, permitiéndoles desplazarse de un lugar a otro. Algunos carecen de extremidades como es el caso de las serpientes; cuyo cuerpo es alargado y para desplazarse se arrastran.

-Sus dientes son de forma cónica y sin raíces. Si llegan a perder un diente, éste se reemplaza por otro; pudiendo ocurrir más de una vez. A excepción de las tortugas; que no tienen dientes.

-Respiran a través de pulmones.

CIENCIA Y CULTURA