Inicio

elpuentenacionales

 

  • Edición impresa de Diciembre 3, 2013

Olive Garden echa a inmigrantes indocumentados de su plantel de empleados

La cadena confirmó despidos de trabajadores por la discrepancia en los seguros sociales

Con la cintura lastimada y dos dedos “chuecos” por el arduo trabajo en la cocina, Luis Ramos fue despedido del restaurante de comida italiana Olive Garden de Downey. La cadena confirmó que él y otros indocumentados en distintos locales del país perdieron su empleo.

“Les di 14 años de mi vida, si me hubieran dicho [que había una discrepancia en el número de seguro social] a los dos o tres años que entré se acepta ¿pero a los 14 años? Ya hice un historial”, dice Ramos, de 40 años y originario del estado mexicano de Veracruz.

Con más de 780 restaurantes en Estados Unidos, 70 de éstos en California, Olive Garden pidió a unos 70 trabajadores corregir errores en la base de datos del gobierno federal que supuestamente detectó la Oficina de Recaudación de Impuestos (IRS). El plazo venció el martes 26 de noviembre y no todos regresaron.

“Si los individuos son incapaces de verificar que pueden trabajar legalmente en el país, la ley exige que sean despedidos”, indicó su vocera, Tara Gray.

La empresa no precisó cuántos indocumentados perdieron sus puestos y negó que de antemano supiera su situación migratoria. Los empleados suspendidos reclamaron que era una estrategia para sacar a los inmigrantes de mayor antigüedad y más prestaciones.

Uno de ellos es Fernando López, quien se desempeñó durante 17 años en distintos restaurantes de la cadena y que ahora sólo espera un cheque de liquidación. “Son un negocio y harán lo que tengan que hacer”, comentó.

En la misma situación se encuentra María Vega, que por casi una década trabajó en la cocina de las sucursales de Ontario, Victorville y Montclair. Desde que le avisaron que había una discrepancia en el número de seguro social que proporcionó al ser empleada, ella lo interpretó como un despido.

“Tengo que seguir adelante”, mencionó la guanajuatense, que vino a EEUU hace más de dos décadas. “Mi hija me ve llorando y es difícil no saber qué es lo que va a pasar”, agregó.

Olive Garden rechazó que supo que inmigrantes sin papeles eran parte de su fuerza laboral, como aseguran Ramos, López y Vega. “Nos tomamos muy en serio la verificación de empleados y nunca contratamos o conservamos un empleado sabiendo que es indocumentado. Sin embargo, apoyamos y hemos instado al Congreso para que apruebe una reforma migratoria”, comentó Gray.

En la nómina de los restaurantes Olive Garden hay 96,000 empleados.

 


 

I Inicio I Locales I Internacionales I Nacionales I Columnas I Entretenimiento I Deportes I Clasificados I Publicidad I Escríbanos I Conózcanos I English Section I Advertise I Contact us I Archivo I Enlaces I

 

El Puente, LLC. ©

Locales
Internacionales
Nacionales
Columnas
Entretenimiento
Deportes
Clasificados
Conózcanos
Escríbanos
Publicidad
English Section
Advertise
Contact us
Archivo
Enlaces
Inicio Locales Internacionales Nacionales Columnas Entretenimiento Deportes Clasificados Conózcanos Escríbanos Publicidad English Section Advertise Contact us Archivo Enlaces