Inicio

elpuentenewspaper

  • Edición impresa de Diciembre 15, 2015

Grupos de consumidores se oponen a los aumentos de precios fijos de costos de energía

Hay grupos de consumidores alarmados sobre los intentos por parte de las compañías de electricidad de Indiana de elevar sus cuotas mensuales fijas. Se trata de la tasa básica que los clientes pagan aún antes de usar cualquier electricidad.

La solicitud de NIPSCO ante los reguladores aumentaría la tasa base de $11 a $ 20 al mes para los usuarios residenciales. Incluso un caso pendiente con el IPL aumentaría esta cifra en más del 50 por ciento.

John Howat, analista experto en energía del National Consumer Law Center, dice que esto desvía el pago por el sistema eléctrico a aquellos que lo usan menos.

“Sin importar cuán pequeña es su casa o departamento uno termina pagando una cantidad similar a los que viven en una mansión o una empresa grande. Así que existe un verdadero asunto de desigualdad”, apunta.

Según las compañías energéticas, los aumentos se requieren debido a que están vendiendo menos energía a causa del incremento en la eficiencia energética y el uso de energía renovable.

Los opositores argumentan que los clientes no deben ser penalizados por ser más eficientes con su energía o por generar sus propios medios energéticos por medio de fuentes alternativas.

Kerwin Olson, director ejecutivo de Citizens Action Coalition, explica que Indiana es un estado con abundante capacidad eléctrica, y sin embargo las compañías que brindan este servicio sostienen que el aumento en el costo aseguraría su confiabilidad.

“En realidad son tácticas para asustar al público y hacerlos pensar que si las tasas no se ajustan y se elevan, de alguna manera se apagarán las luces en Indiana. Nada está más alejado de la verdad”, asegura.

Las tasas de uso de electricidad también aumentarían un 11 por ciento bajo la solicitud de NIPSCO, haciendo que un cliente promedio pague $ 17 más al mes.

“Los ancianos de bajos ingresos, los hogares viviendo un 150 por ciento por debajo de la línea de pobreza y otros grupos de bajos ingresos, en promedio, tienden a usar menos energía que los hogares jóvenes o aquellos con mayores ingresos”, explica.

El Indiana Utility Regulatory Commission espera emitir una orden final sobre el caso IPL para comienzos de la primavera, y está aún pendiente un testimonio para enero en la solicitud de NIPSCO, esperando una decisión para finales de 2016.

 

 


 

I Inicio I Locales I Internacionales I Nacionales I Columnas I Entretenimiento I Deportes I Clasificados I Publicidad I Escríbanos I Conózcanos I English Section I Advertise I Contact us I Archivo I Enlaces I

 

El Puente, LLC. ©

Locales
Internacionales
Nacionales
Columnas
Entretenimiento
Deportes
Clasificados
Conózcanos
Escríbanos
Publicidad
English Section
Advertise
Contact us
Archivo
Enlaces
Inicio Locales Internacionales Nacionales Columnas Entretenimiento Deportes Clasificados Conózcanos Escríbanos Publicidad English Section Advertise Contact us Archivo Enlaces